Hace unas décadas era impensable la idea de que el diseño y ejecución de un edificio se gestionaran por entero a través de un programa de ordenador. Hoy en día, gracias a la revolución digital, esto no solo es posible, sino que también es la forma más eficiente de hacerlo. De eso trata la arquitectura BIM, que combina los principios de esta antigua disciplina con las posibilidades que ofrece una metodología que ha revolucionado el mundo de la construcción.

En la actualidad, la arquitectura BIM se encuentra detrás de casi cualquier obra civil o edificación de gran envergadura dentro de Europa, Estados Unidos y Reino Unido. Es por eso por lo que los profesionales del sector no solo deben estar familiarizados con ella, sino también deben mantenerse al día con sus avances y profundizar en las tecnologías y procesos asociados.

Vamos a conocer todos los detalles respecto a la arquitectura BIM. Desde su evolución hasta las exigencias legales que la regulan dentro de la Unión Europea.

Qué es la arquitectura BIM

La arquitectura BIM es aquella en la que se aplica la metodología de modelado de información para la construcción, más conocida como BIM por sus siglas en inglés. Gracias a esto, es posible convertir cualquier obra en un proyecto colaborativo en el que participan distintos profesionales al mismo tiempo, lo que supone una mejor integración y mayor rapidez y eficiencia.

A pesar de su nombre, la arquitectura BIM no solo la manejan arquitectos, pues en ella también colaboran diseñadores de interiores, dibujantes técnicos, ingenieros civiles, entre otros. Además, es clave la participación de un BIM manager, que no siempre será una persona con una de estas profesiones, sino que se especializa en la metodología y administra los procesos, así como el flujo de trabajo para todos.

Evolución del BIM en el entorno arquitectónico

Hoy el BIM y la arquitectura están tan conectados que a veces da la impresión de que no existe uno sin el otro. Pero mientras que la arquitectura es una de las profesiones más antiguas que hay, el BIM es algo nuevo en comparación. Sin embargo, el impacto que ha tenido a la hora de mejorar la eficiencia en la gestión de las construcciones ha sido tan grande que ahora es una pieza clave dentro de la disciplina.

Los inicios del BIM se remontan a mediados de los años setenta, cuando el profesor Charles «Chuck» Eastman presentó sus primeros trabajos de investigación relacionados con el modelado paramétrico. Aquí planteaba la posibilidad de cambiar distintos elementos de un modelo 3D de forma individual y ver el resultado en tiempo real a través de una simulación por ordenador.

Más tarde, en 1984, la firma GraphiSoft comenzó a integrar las funciones BIM a su programa ArchiCAD, que hoy sigue siendo uno de los más usados en el entorno profesional. Un año después, VectorWorks hizo lo propio en su software, pero la verdadera revolución la inició en 2002, cuando Autodesk compró Revit para incluirlo en su catálogo de aplicaciones. Desde entonces, la expansión de la arquitectura BIM ha ido en aumento.

A partir de 2010, países como Reino Unido o Finlandia comenzaron a delimitar las directrices para el uso de BIM en proyectos arquitectónicos de gran envergadura. Europa se ha ido sumando paulatinamente a esta tendencia y se espera que en un futuro la arquitectura BIM marque la pauta de cualquier construcción que alcance determinadas magnitudes.

Formación Arquitectura Madrid

Programas más importantes en la arquitectura BIM

Por tratarse de una disciplina tan amplia, no existe un único programa para manejar proyectos de arquitectura BIM, sino que han ido surgiendo varias opciones a lo largo del tiempo. La elección de una u otra siempre depende de las preferencias de los profesionales involucrados, el BIM manager o la empresa o ente que se encarga de la construcción.

Revit

Lo desarrolló la firma Autodesk especialmente para ordenadores con sistema operativo Microsoft Windows. En la actualidad, es el programa para arquitectura BIM más difundido en todo el mundo y la primera opción de la mayoría de los contratistas y profesionales del sector. Tiene la ventaja de que se integra a la perfección con el resto de softwares de su casa matriz, como es el caso de 3Ds Max, AutoCad o Civil 3D, igualmente difundidos en el entorno de la construcción.

Revit trabaja con bases de datos relacionales que permiten coordinar los distintos elementos del proyecto de forma integrada y fluida. También se destaca por sus opciones de visualización, de modo que las construcciones no solo serán exactas y funcionales, sino que se verán muy realistas desde el momento en el que se diseñan.

ArchiCAD

Pertenece a Graphisoft, una compañía húngara que se especializa en el desarrollo de softwares de construcción e ingeniería. ArchiCAD funciona bajo licencia de uso local, pero también se integra en la nube con el resto de las aplicaciones de Graphisoft para una solución completa. Fue el primer programa BIM en lanzarse al mercado y su vigencia continúa hasta hoy gracias a su interfaz limpia e intuitiva que reduce la curva de aprendizaje y lo convierte en una de las alternativas más fáciles de usar.

Vectorworks

Vectorworks Architect 2022

Este es otro de los referentes en lo que a software para arquitectura BIM se refiere, aunque sus principales mercados son Japón y Alemania, dos gigantes tecnológicos a nivel mundial. Entre otras ventajas, Vectorworks ofrece una compatibilidad sorprendente que le permite integrarse con una gran variedad de programas de diseño y construcción. Esa flexibilidad también se ve reflejada en la creación de escenarios hipotéticos dentro de su interfaz de forma paralela al principal. De esta manera, es posible ir haciendo comparaciones durante el desarrollo, algo muy útil en la fase de concepción.

Etapas de un proyecto de arquitectura BIM

Existen varias formas de describir las fases de una obra de arquitectura BIM, según el nivel de detalle que se desglose en ellas. Por ejemplo, algunos autores definen el modelado, la construcción y la operación del edificio como las tres fases elementales, cada una de ellas subdividida en áreas más específicas. Otros prefieren hablar de ciclo de vida del proyecto, de manera que sus etapas forman un continuo. En cualquier caso, podemos mencionar los pasos clave, que son:

  • Planificación: incluye las reuniones previas para sentar las bases del proyecto y el planteamiento de las primeras ideas respecto a lo que se pretende lograr.
  • Diseño conceptual: se refiere a la realización de bocetos en dos dimensiones, el levantamiento 3D y las primeras etapas de modelado de información que abarcan geometría, distribución espacial y materiales. Este primer diseño también comprende parámetros básicos respecto a los acabados y algunas propiedades de los elementos.
  • Diseño avanzado: es la fase que engloba el modelado digital propiamente dicho de la edificación. Implica una representación virtual realista y detallada de su estructura, funcionamiento e incluso decoración, sobre la cual se pueden hacer simulaciones que permitan predecir su comportamiento en diferentes escenarios.
  • Documentación: llegados a este punto, se reúnen todos los permisos, licencias y demás trámites necesarios antes de iniciar la construcción.
  • Construcción: esta etapa comprende el proceso real de fabricación, montaje y ensamblaje de todos los elementos que dan forma al proyecto arquitectónico. Es aquí cuando se valida la precisión de los diseños digitales realizados con anterioridad que se actualizan conforme avanza la obra.
  • Logística: involucra el transporte de materiales, la coordinación y traslado del personal, el alquiler y compra de maquinarias, y todos aquellos procesos que, si bien no son construcción en sí, resultan indispensables para esta.

etapas proyecto arquitectura

En teoría, la arquitectura BIM culmina con la construcción. Sin embargo, es válido mencionar otras dos fases del ciclo de vida de un proyecto BIM que son igualmente importantes. La primera de ellas es el mantenimiento, que resume todas aquellas tareas destinadas a preservar las condiciones iniciales de la obra, evitando su deterioro y asegurando que dure tanto como sea posible. La segunda es la renovación, es decir, cuando el edificio o infraestructura ha cumplido con su tiempo de vida útil y es necesario hacer grandes intervenciones para preservarlo. Aquí también entra la demolición, en caso de que se aplique.

Legalidad y exigencias de la arquitectura BIM

Como hemos mencionado antes, en la segunda década de los 2000, varios países empezaron a sentar las bases de la arquitectura BIM dentro de sus territorios, con la intención de impulsarla y convertirla en una exigencia para cierto tipo de obras.

La Unión Europea también ha estado trabajando en esto, sobre todo en los proyectos que conciernen al sector público. Así, la directiva 24/2014 autoriza a los gobiernos a exigir herramientas tecnológicas especiales como el BIM que permitan la gestión integral de las construcciones. Bruselas también presentó su Manual para la introducción de la metodología BIM por parte del sector público europeo, como una iniciativa para ayudar a que los interesados se familiaricen con este instrumento.

En nuestro país, los planteamientos de la directiva europea se regulan a través de la Ley Sobre Contratos del Sector Público. Además, desde el 2019, BIM es obligatorio en cualquier licitación presentada para concursar por un proyecto de edificación o infraestructura pública.

formacion arquitectura madrid

Formación BIM para arquitectos

Por tratarse de una metodología relativamente reciente, aún existen programas de formación de arquitectura que no incluyen BIM en su plan de estudios. Sin embargo, en vista de que el entorno laboral evoluciona más rápido que el educativo, los profesionales de este campo deben actualizarse por cuenta propia.

La mayoría de las formaciones de arquitectura BIM corresponden a másteres de uno o dos años en los cuales se adquieren todas las competencias esenciales para manejar esta metodología. Tal es el caso de nuestro Master BIM de Arquitectura con Revit, que dedica un módulo completo al modelado de la información para la construcción y otro a la creación de proyectos arquitectónicos Revit.

También hay cursos BIM de menor duración que ofrecen los conocimientos elementales de la metodología, así como herramientas para su aplicación y gestión. Esto funciona como un primer acercamiento para confirmar el interés en la herramienta y ampliarlo más tarde.

Como has visto, la arquitectura BIM contempla todo un universo de elementos que se conjugan de manera ordenada para dar lugar a construcciones estéticas y funcionales. Su gran ventaja es la participación simultánea de profesionales de distintas ramas de la ingeniería y el diseño, además de arquitectos. Si quieres formarte dentro de este entorno, contáctanos para conocer las alternativas que tenemos sobre arquitectura digital y BIM. Nuestros asesores te darán toda la información que necesitas para que puedas empezar cuanto antes.

Fases arquitectura madrid

 

    ¿MÁS INFORMACIÓN?